La adaptación de las novelas gráficas de Alice Oseman ‘Heartstopper’ ha llegado a Netflix.

Charlie Spring (Joe Locke) es un estudiante de un colegio inglés exclusivamente masculino. Es abiertamente gay, ya que no le quedó más remedio hace un año cuando los rumores se extendieron y tuvo que soportar el acoso durante meses, ahora un año después se ve a escondidas con Ben uno de los chicos populares del colegio, pero este lo ignora en público. Después de las fiestas de Navidad a Charlie le toca sentarse con un nuevo compañero de mesa, Nick Nelson (Kit Connor) otro de los chicos populares del colegio y jugador del equipo de Rugby.

Aunque al principio Nick y Charlie parecen polos opuestos poco a poco empiezan a tener una amistad, gracias al carácter abierto y amable de Nick a quien no parece importarle en absoluto lo que el resto de sus amigos opinan de Charlie. Un día en la hora de deportes Nick se da cuenta de que Charlie no solo es un excelente estudiante, además de tocar la batería y formar parte de la banda musical del colegio es el mejor corredor de atletismo, por lo que Nick le anima a incorporarse al equipo de Rugby, pues necesitan un jugador más para poder entrar en competiciones.

Personajes secundarios:

Tao (William Gao) uno de los mejores amigos de Charlie, es amante del cine y odia a los chicos populares del colegio, especialmente a los jugadores del equipo de rugby. Echa mucho de menos a Elle que ya no está en el colegio con ellos.

Elle (Yasmin Finney) una chica trans que anteriormente iba con Charlie y sus amigos al colegio de chicos, pero tuvo problemas y acabo pasando al colegio de chicas.

Tara (Corinna Brown) y Darcy (Kizzy Edgell) las nuevas compañeras de Elle en el colegio de chicas, que tendrán un papel importante en los cambios que experimentan los otros personajes.

Harry es el cabecilla del grupo de los chicos populares del colegio de chicos, sigue acosando a Charlie, quien no suele contestar a sus insultos para no buscar problemas, también acosa a Tao pero este es muy diferente a Charlie y tienen varios encontronazos a lo largo de la serie, pues Tao no deja que se meta ni con él ni con sus amigos.

Opinión:

Los actores que interpretan a Nick y Charlie son exactamente tal cual podrías haberlos imaginado en persona teniendo en cuenta la referencia de los cómics, tanto el físico como las expresiones de estos son fieles a la historia original, vas a cogerles cariño a ambos nada más conocerles. La química entre ellos traspasa la pantalla y te hará estar enganchado a la serie desde el principio. Los capítulos son ligeros y cuando te hayas dado cuenta ya habrás visto toda la serie, es perfecta para una maratón de fin de semana. Una de esas producciones que no decepciona e incluso supera a la obra original.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.